Dos hombres brasileros de la banda “balaenlacara” fueron detenidos

Ernesto Andrés Vargas, alias Cachorrinho.jpg

26-01-2019

Delitos complejos de la Policía de Rivera detuvo a dos brasileños, ambos poosedores de antecedentes penales, los hombres integran la banda que lidera Andres Vargas alias “Cachorrinho” en Porto Alegre.

Vargas esta preso en la cárcel de Porto Alegre desde el 2008, “Cachorrinho” intenta liderar el trafico de drogas en Rivera y Livramento, investigadores de Rivera confirmaron a Reportesuy que “Cachorrinho” es autor intelectual de varias ejecuciones.

policia militar 1.jpg

La policía de Rivera logro información que en una casa que esta en la linea divisoria entre Uruguay y Brasil, en la frontera de Rivera y Livramento estaba el armamento de la banda “balaenlacara”, en la vivienda encontraron 3 pistolas 9 milímetros, una escopeta calibre 12, un revolver calibre 38, un cargador extensible para una pistola 9 milímetros.

Uno de los hombres esta requerido por la justicia Uruguaya por una ejecución a balazos en Rivera

rivera 4

El 15 de Febrero del 2008 la Policía Militar brasileña detuvo al peligroso delincuente Ernesto Andrés Vargas, alias “Cachorrinho”, prófugo de la Justicia uruguaya, acusado de los crímenes del agente Elbio Noble y del cabo de primera Schubert Pereira.

El motivo de la detención fue el de transportar armas sin documentación, lo que en el vecino país es considerado un delito, por lo que el propio Vargas fue encarcelado hace relativamente poco tiempo.

En el caso, la Justicia brasileña aplica lo que se denomina “prisión preventiva” que alcanza los 90 días de reclusión.

En los últimos tiempos, y luego de varios enfrentamientos, la Policía riverense había “apretado” a Vargas y sus compinches contra la línea divisoria, pasando a operar desde Santana do Livramento, en lo relacionado con el tráfico de drogas, contrabando y robo de vehículos lo que obligó a los uniformados brasileños a estar en constante alerta dada la peligrosidad de Vargas, que ya supo en una oportunidad balear a un policía militar.

Desde la Justicia del vecino país han manifestado su extrañeza por el hecho de que en ninguna de las oportunidades en las que Vargas estuvo preso en Brasil, la Justicia uruguaya solicitó su extradición.

Al decir de uno de los jueces “no sabemos qué hacer, lo detenemos y aguardamos que nos hagan la solicitud, en una oportunidad, lo mantuvimos preso más de tres meses de lo que correspondía y el pedido para extraditarlo nunca llegó”.

Anuncios