Falleció el artista Claudio Taddei

09-08-2019

claudio taddei

Nacido en Uruguay de una familia originaria de Ticino, Suiza, pasó en el país helvético parte de su infancia. Tiempo más tarde, regresó a tierras suizas para intervenirse de un agresivo cáncer.

La noticia fue adelantada por medios suizos.

«Hasta el final luchó con un mal que durante más de 15 años hizo de su vida y su carrera una verdadera experiencia. Pero al final tuvo que rendirse. Claudio Taddei murió esta mañana en un hospital de Lugano, a la edad de 53 años», relata el periódico suizo en lengua italiana Il Corriere del Ticino.

Nacido en Minas en 1966, a la edad de tres años emigró a Suiza, un país de origen paterno. En Lugano  cursó eduación primaria y parte de la escuela secundaria, pero en 1981 regresó a Uruguay para terminar su bachillerato humanístico. De 1986 a 1990 asistió a la Escuela de Bellas Artes de Montevideo y, al mismo tiempo, comenzó sus estudios en la UTU, graduándose como profesor de dibujo y pintura.

Luego ingresó al mundo de la música con una serie de discos que lo llevaron a la cima de las listas en Sudamérica gracias a un sonido «mestizo» en el que sus dos almas, la europea y la sudamericana, se combinaron con una brillante originalidad y que acompañó con un aspecto extravagante, casi circense, escénico, detalla el citado medio.

En la cima de su carrera y éxito, el cantautor tuvo que enfrentar el momento más difícil: luchar contra una enfermedad terrible. Lo que parecía la hinchazón pasajera en una pierna se diagnosticó como un tumor.

El músico decidió entonces regresar a Ticino, donde podría contar con mejores posibilidades de tratamiento. A partir de entonces, su vida fue una larga prueba durante la cual, sin embargo, Claudio nunca se detuvo a nivel artístico: lanzó discos y DVD (una docena), ofreció conciertos en prestigiosos foros, hizo importantes exposiciones pictóricas y brindó actuaciones ardientes en las que la música y la plástica se fusionaron admirablemente.

Su energía creativa estuvo presente hasta hace unos días, cuando el mal que tanto tiempo lo había acompañado empeoró. Hace un par de meses, de hecho, había encantado al público con una actuación de arte sonoro y visual en el que su talento, aunque socavado por el mal, emergió cristalino, recuerda el periódico suizo.

 

Anuncios