Ante la falta de lluvias, el gobierno declaró emergencia agropecuaria en varias zonas del territorio nacional.

 

Ante la falta de lluvias, el gobierno declaró emergencia agropecuaria en varias zonas del territorio nacional.

Con 6,4 millones de hectáreas con déficit hídrico, 4.000 productores familiares afectados directamente y un importante deterioro de los indicadores de sequía, el Ministerio de Ganadería Agricultura y Pesca (MGAP) declaró, este 9 de diciembre, la emergencia agropecuaria en varias zonas del país, para la producción ganadera y lechera. La medida alcanza a productores familiares y a los que tengan menos de 500 hectáreas coneat.

La definición de la emergencia se concretó en base a los datos brindados por el Sistema Nacional de Información Agropecuaria, que evalúa indicadores de forma semanal, y el agravamiento general de la situación de los últimos días. Ese deterioro se presenta en los porcentajes de agua disponible en el suelo, la vegetación, el índice de vegetación y el índice de precipitaciones, entre otros.

El ministro de Ganadería, Carlos María Uriarte, dijo que la emergencia responde a dos situaciones, la primera vinculada al sur y sureste del país, por ser la más castigada con la falta de agua y donde se concentran las situaciones de mayor sequía. La segunda, responde a otras regiones donde llovió, pero no ha sido suficiente ya que la pastura está muy debilitada y no hay forraje establecido para poder enfrentar el verano.

Por su parte, el subsecretario del MGAP, Ignacio Buffa, indicó que también se tomaron medidas referentes a créditos, con tasas de interés subsidiadas por la cartera y República Microfinanzas.


ODONTOLOGIA INTEGRAL DRA. EMMILY LONG

           


Podrán acceder a esos créditos los productores familiares y aquellos que tengan menos de 500 hectáreas coneat, dijo el subsecretario. Agregó que los montos serán otorgados por unidad ganadera (hasta 300), y el pago será de 25 dólares por cada unidad vacuna y 40 dólares por unidad lechera.  

Buffa recordó que continúan vigentes otros beneficios: para productores que tributan Imeba; el descuento en el Impuesto al Valor Agregado (IVA) de hasta el 10% para quienes inviertan en agua y el acceso a una línea de créditos del Banco República para productores de zonas en emergencia, con tasa de interés competitiva y secuencias de pago para 2021 y 2022.