Abogado montevideano cuenta su experiencia luego de varias semanas internado por Covid-19, y agradece al personal de salud que logró salvarlo.


Abogado montevideano cuenta su experiencia luego de varias semanas internado por Covid-19, y agradece al personal de salud que logró salvarlo.

Diego Ibarra es un abogado de la ciudad de Montevideo que contrajo Coronavirus a pesar de no tener ninguna patología previa, en noviembre del año pasado. Luego de estar varias semanas internado en el quinto piso del SMI, redactó una “Carta homenaje” para el personal de la salud que lo atendió.

“CARTA HOMENAJE

Estimado personal del quinto piso COVID de SMI,Soy Diego Ibarra, abogado de profesión y reconocido por ser el peor paciente que alguien puede pensar!Yo era de los que me cuidaba en todo momento por mi y por los demás, jamás me sacaba el tapabocas, respetaba todos los protocolos…y aun así salí sorteado en la rifa Covid el 25/11/2020 por contacto con un positivo y gracias a que me aviso de inmediato pude aislarme a tiempo de mi familia y no contagiarlos!”

En atención a la emergencia sanitaria vigente y a la responsabilidad en el cuidado de la salud de nuestros afiliados que son población de riesgo, COMERO reincorpora de forma provisoria el servicio de entrega de medicación a domicilio para usuarios que cumplan los siguientes requisitos:

1- Pacientes mayores de 65 años.

2- Medicamentos incluidos en boleta de crónico y controlados de uso habitual.

3- Pago electrónico (Tarjeta de debito o crédito).

El usuario que quiera hacer uso del servicio deberá llamar a farmacia del Sanatorio Rochense (Tel: 4472 9074 interno 367) de lunes a viernes de 7 a 14hs.

La medicación será entregada de 15 a 19hs en el domicilio del usuario.

PUBLICIDAD LAVADO PREMIUM EN ANCAP DE 18 DE JULIO Y OROSMÁN DE LOS SANTOS EN ROCHA

“Luego de un aislamiento de 7 días con algún síntoma menor, me hisoparon y resulte también Covid+ . Allí empezó mi odisea…

Durante los seis días siguientes los síntomas empeoraron: fiebre alta, malestar general, no podía comer, estaba muy dolorido y al día 14 de evolución (10/12/2020) me trasladaron. Ingrese en el quinto piso (Ala Covid) del SMI con un cuadro grave de neumonia bilateral, marcadores de inflamación impactantes y un pronóstico muy bajo de recuperación…Todo era un misterio, no sabian si resistiría…

La soledad y el aislamiento eran los peores enemigos, unas pocas veces al dia se hacian presentes ustedes, gente anónima vestida de astronautas, con un uniforme que seguramente es muy incómodo y caluroso, para darme medicamentos, alimentarme y controlarme, arriesgando su vida ante este virus desconocido y traicionero y para el cual ninguno está preparado y poniendo todo para sacarme adelante.

Me conectaron al OAF en la habitación, monitores, hemogramas diarios, inyecciones, me llenaron de medicamentos, algunos probados, otros sin evidencia científica que funcionen pero tal como dijo el Dr. “perdido por perdido vamos a probar todo lo que haya disponible porque mal no le va a hacer”. Pero quizás podían ayudar…

No tengo palabras suficientes para expresar mi más profundo agradecimiento a médicos, enfermeras, especialistas, nutricionistas, personal de mantenimiento, tisaneria, personal que realiza los estudios, radiografías, etc. y sin querer olvidarme de nadie, agradezco también a todos aquellos que no aparecen en persona pero están detrás y colaboraron de una u otra forma para darme otra oportunidad de hacer mejor las cosas en la vida!

Soy un paciente complicado como todo aquel que se siente morir supongo y les pido mis mas sinceras disculpas si alguna vez los hice sentir incómodos. Ustedes nunca bajaron los brazos! Agradezco cada momento, cada decisión, cada diagnóstico, cada medicamento, los reportes diarios a mi familia, la preocupación del Dr. Pampillón que pedía colaboración a mi esposa para que me convenciera de hacer los ejercicios o que me levante de la cama al sillón que me costaban tanto al punto de querer abandonar…

El mismo doctor que probó hasta el último recurso disponible y días más tarde me visitara en intermedio y me dijera que su mayor premio era verme respirar!”



ODONTOLOGIA INTEGRAL DRA. EMMILY LONG
PUBLICIDAD DE LAVADO PREMIUM EN ANCAP DE RUTA 9 KM 206.400 EN ROCHA

           


“Las fiestas las pasé en el sanatorio… medicamentos varios y de postre…diazepam…Ustedes estaban ahi, de guardia, también lejos de sus familias, cuidándome y realmente todos deberían saber el arduo trabajo que hacen, silencioso, digno de admiración, reconocimiento y respeto, un trabajo incansable con esfuerzo y valentía contra esta pandemia que sacudió al mundo entero.

Luego de dos semanas en intermedio me darán el alta y ustedes estarán siempre en mi recuerdo, me salvaron la vida y cuando la esperanza no parezca suficiente, cuando tengan ganas de largar la toalla, recuerden a este paciente que esta acá gracias a ustedes para conseguir fuerzas para continuar el gran trabajo que hacen.

De corazón un GRACIAS enorme,

Diego Ibarra”