Fueron obtenidos 550 mil dólares, tras el remate de 77 vehículos del Ministerio de Defensa.

Fueron obtenidos 550 mil dólares, tras el remate de 77 vehículos del Ministerio de Defensa.

El Ministerio de Defensa Nacional remató este sábado 77 vehículos administrativos, subasta que estuvo a cargo de la Asociación Nacional de Rematadores y por el cuál se obtuvo 550 mil dólares. El remate se realizó al aire libre en el complejo deportivo del Comando del Ejército en bulevar Artigas y Colorado, bajo el cumplimiento de los protocolos sanitarios.





En atención a la emergencia sanitaria vigente y a la responsabilidad en el cuidado de la salud de nuestros afiliados que son población de riesgo, COMERO reincorpora de forma provisoria el servicio de entrega de medicación a domicilio para usuarios que cumplan los siguientes requisitos:

1- Pacientes mayores de 65 años.

2- Medicamentos incluidos en boleta de crónico y controlados de uso habitual.

3- Pago electrónico (Tarjeta de debito o crédito).

El usuario que quiera hacer uso del servicio deberá llamar a farmacia del Sanatorio Rochense (Tel: 4472 9074 interno 367) de lunes a viernes de 7 a 14hs.

La medicación será entregada de 15 a 19hs en el domicilio del usuario.

El remate tuvo lugar tras el período de tres días de exposición de los vehículos a rematar, que se había habilitado hasta el viernes 19 en la Base Aérea Nro. 1.

El director general del Ministerio de Defensa Nacional, Fabián Martínez, explicó que los 77 vehículos en cuestión eran de diverso porte, modelos y años que abarcaron también algunos autos 0 km, que fueron rematados con una base mínima de 10.800 dólares hasta 11.500 dólares.

El resto de los vehículos, se remataron sin base y se trató de camiones, furgones y automóviles administrativos.




ODONTOLOGIA INTEGRAL DRA. EMMILY LONG

           

El ministro de Defensa Javier García a través de twiter expresó “100 % rematado. Producido: us$ 550.000. Tal cual lo dijimos en su momento la prioridad es el personal y el equipamiento para las fuerzas, no la administración ni gastos innecesarios”.

Martínez, por su parte agregó que este remate tuvo lugar «en el marco de la política de control y eficacia del gasto. Vehículos que entendemos que no son necesarios y a su vez que implican un gasto por sí mismo». 

Los vehículos componían la parte de la plantilla automotríz que se solicitó a las diferentes fuerzas y unidades ejecutoras, para poder ser rematados.