Diversos colectivos docentes se han manifestado en apoyo a las maestras que fueron despedidas por realizar publicaciones en redes sociales.

Diversos colectivos docentes se han manifestado en apoyo a las maestras que fueron despedidas por realizar publicaciones en redes sociales.

Luego de conocerse el despido de dos maestras de colegios privados, por subir videos personales a redes sociales, diversos colectivos de docentes han salido en apoyo a las mencionadas maestras, entendiendo que ha sido coartada la libertad de expresión, y que las docentes, al igual que cualquier trabajador, cuando no están en horario laboral tienen el derecho de emplear el tiempo de acuerdo a sus preferencias personales y realizar las tareas que deseen.

Una de las docentes separadas del cargo, realizó un video explicando que su participación en redes sociales la realiza en su tiempo libre, y concierne a su vida privada.

La Senadora Graciela Bianchi ha manifestado su malestar con las docentes despedidas, y afirma que “se es docente durante las 24 horas”.






En atención a la emergencia sanitaria vigente y a la responsabilidad en el cuidado de la salud de nuestros afiliados que son población de riesgo, COMERO reincorpora de forma provisoria el servicio de entrega de medicación a domicilio para usuarios que cumplan los siguientes requisitos:

1- Pacientes mayores de 65 años.

2- Medicamentos incluidos en boleta de crónico y controlados de uso habitual.

3- Pago electrónico (Tarjeta de debito o crédito).

El usuario que quiera hacer uso del servicio deberá llamar a farmacia del Sanatorio Rochense (Tel: 4472 9074 interno 367) de lunes a viernes de 7 a 14hs.

La medicación será entregada de 15 a 19hs en el domicilio del usuario.

Uno de los colectivos que ha manifestado su malestar por el despido de las dos maestras, es “Maestras Feministas”, que ha emitido el siguiente comunicado:

“Nuestro estilo de vida es el compromiso político de tener infancias libres, que puedan transformar los espacios que habitan, sin los dedos señaladores de una ética inquisidora que no es la nuestra.

En un contexto de persecución sindical a docentes, de cercenamiento de derechos, de disputa del sentido de la laicidad, no podemos permitir que los señores que se creen dueños de la educación midan nuestras vidas bajo sus parámetros conservadores. Sus discursos de odio solapados en la idea de “lxs docentxs como ejemplos para la buena comunidad”, promueven señalamientos que atentan contra el derecho a todo tipo de libertad. Pero, sobre todo, la discusión político-pedagógica de lo que significa ser docentxs se reduce a nuestra imagen, nuestros cuerpos y nuestras sexualidades. No es casualidad que suceda en una profesión feminizada, en un magisterio que fue el corrimiento del maternaje de los hogares hacia la esfera de lo público. Señalan nuestras vidas como mujeres, como disidencias, como madres, como compañeras y también como profesionales.

La doble moral es perversa. Es clasista, machista y elitista con nuestros modos de hacer, sentir y pensar. Y castiga privando de trabajo y salario a las mujeres que no se callan.

Las maestras no ejercemos nuestra profesión para satisfacer la ética conservadora y reaccionaria que nos señala lo correcto y lo incorrecto bajo las reglas de un juego que, lean bien: no queremos jugar.”





ODONTOLOGIA INTEGRAL DRA. EMMILY LONG

           

Compartimos también el comunicado del Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza Privada, integrante de la Coordinadora de Sindicatos de la Enseñanza del Uruguay (CSEU) y del PIT-CNT.

“Comunicado público ante el despido de dos maestras por publicaciones personales en sus redes sociales.

Ha trascendido públicamente que dos instituciones de enseñanza privada de Montevideo despidieron a dos maestras por realizar publicaciones personales en sus redes sociales. Vale señalar que estas publicaciones se realizaron fuera del ámbito laboral, en su tiempo libre y como parte del legítimo derecho a la vida privada que cada persona tiene.

En consecuencia y desde una perspectiva de defensa de la libertad y de los derechos de las trabajadoras y trabajadores, las acciones de estas dos empresas configuran una conducta discriminatoria, antidemocrática y autoritaria, que rechazamos enfáticamente.

Nos resulta altamente preocupante las declaraciones públicas del integrante del Codicen en representación del gobierno Juan Gabito Zóboli, quien sabiendo que las publicaciones de las maestras no contradicen ningún tema legal, defiende el proceder de las empresas aludiendo a un “estilo de vida” que obligatoriamente deben tener quienes ejercen la docencia. Imponer un estilo de vida en sociedades que defienden las libertades públicas y los derechos humanos, es un giro autoritario improcedente y peligroso.

Otro asunto particularmente atendible es que los despidos recaigan en mujeres asalariadas por actividades totalmente legales, que desarrollan en su vida privada y extra-laboral. Imponer estándares de comportamiento en las trabajadoras parece más un resabio de la moral victoriana que una preocupación por los valores de la educación.

El hecho de que las dos trabajadoras no estén afiliadas al sindicato, no nos impide en absoluto denunciar este acontecimiento como un acto arbitrario, invasivo de la privacidad y que refleja abuso de poder por parte de las empresas.

Desde Sintep estamos preparando la debida campaña de denuncia pública contra estos despidos arbitrarios, con el objetivo de concientizar sobre la vigencia de los derechos y las libertades. Hasta el momento venimos haciendo un seguimiento detenido de las circunstancias que rodean estos despidos. Llama profundamente la atención el alto secretismo que encubre todo este asunto y el blindaje que rodea especialmente a una de estas dos instituciones.

Sintep deja explícitamente de manifiesto que no permitirá pasivamente que esta práctica autoritaria prospere en el sector, sin descartar ninguna medida de lucha que sea pertinente para defender a los 6500 afiliadas y afiliados en caso que se vean afectados por la misma.

Llamamos a todas y todos los trabajadores a que se afilien al sindicato, para protegernos juntos y juntas de la violencia institucional y luchar con uñas y dientes por nuestros derechos y libertades.

Hasta que la dignidad se haga costumbre.

SECRETARIADO EJECUTIVO

SINTEP-PIT CNT”