Hombre imputado por privación de libertad, abuso sexual y violencia doméstica

La Fiscalía Departamental de Mercedes de 2do Turno, Dra. Silvana Mastroianni, logró la formalización de la investigación respecto de M.A.R.R. como presunto autor penalmente responsable de UN DELITO DE PRIVACIÓN DE LIBERTAD ESPECIALMENTE AGRAVADO EN CONCURRENCIA FUERA DE LA REITERACIÓN CON UN DELITO DE DE ABUSO SEXUAL ESPECIALMENTE AGRAVADO Y UN DELITO DE VIOLENCIA DOMÉSTICA ESPECIALMENTE AGRAVADO, ESTE ÚLTIMO EN CONCURSO FORMAL CON UN DELITO DE LESIONES PERSONALES INTENCIONALES ESPECIALMENTE AGRAVADO, TODOS EN REITERACIÓN REAL CON UN DELITO DE PORTE DE ARMA POR REINCIDENTE.-








La víctima y el imputado fueron pareja entre 2015 y 2019; el vínculo se interrumpió por un delito de violencia doméstica por el que M.A.R.R. fue condenado. Una vez cumplida y luego de finalizarse también las medidas cautelares, la pareja retomó la relación hasta agosto de este año, cuando la víctima decidió terminarla.

El 20 de setiembre, mientras la víctima se dirigía a trabajar en su automóvil, el imputado la interceptó y subió al vehículo solicitándole que lo llevara unas cuadras. Ella accedió, pero antes de llegar al destino, el imputado apuntándola con un arma de fuego, la obligó a ir a otro domicilio. Una vez dentro, éste pidió explicaciones acerca de la separación y le pidió retomar la relación de pareja. La víctima mantuvo su decisión, momento en que el imputado le apuntó con el arma, la amenazó con agredirla y lastimarla en forma irreversible. Estas amenazas fueron reiteradas en forma constante, mientras la mantuvo privada de su libertad.

En ese lapso de tiempo, el imputado rompió el celular de la víctima, le propinó golpes en la cabeza con la culata del arma, provocándole un corte y abundante sangrado. En el medio de un forcejeo, se efectuó un disparo desde el arma que el mismo tenía en su mano, el que impactó en una de las paredes de la habitación. La violencia continuó y el imputado abusó sexualmente de la víctima, intimidándola con el arma, propinando golpes y amenazándola con otro tipo de agresiones y lesiones hacia ella y a otros miembros de su familia.





La agresión logró ser interrumpida cuando la madre de la víctima (advertida de que su hija no había llegado a trabajar) llegó hasta donde se ésta encontraba. Si bien el imputado intentó manipular la situación, la víctima logró salir de la finca.

Fue atendida por su prestador de salud, donde se constataron lesiones y se activó el protocolo de abuso sexual correspondiente. Posteriormente fue valorada por médico forense.

La fiscalía cuenta con la declaración de la víctima, testigos y funcionarios policiales, certificado médico y forense de la victima y su historia clínica, informes criminalísticos varios, arma de fuego, prendas de vestir, entre otros.

Se dispuso la prisión preventiva solicitada por la Fiscalía, por un plazo de 120 días, a los efectos de finalizar la investigación.