Hasta el 30 de octubre se desarrolla la trigésima Semana del Corazón. En promedio, unas 8300 personas mueren al año por enfermedades cardiovasculares en nuestro país.

Se dio inicio a la 30ª Semana del Corazón que irá hasta el 1 de octubre con información y actividades que buscan promover la salud cardiovascular en todos los departamentos del país.

Con un promedio de 8300 muertes anuales, las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la principal causa de muerte en Uruguay, el 20.4% de los fallecimientos, y la causa del 20% de las muertes prematuras de las personas de entre 30 y 69 años de edad en nuestro país. Dentro de las ECV, los ataques cerebrovasculares son los más comunes, seguidos por el grupo de enfermedades isquémicas del corazón.








El lema de la campaña este año es “Conectate con tu corazón” y rondará sobre tres ejes básicos importantes para prevenir los peores desenlaces de las ECV. La Dra. Laura Garré, directora de la Comisión Honoraria para la Salud Cardiovascular, organización que lidera esta campaña con el apoyo del Ministerio de Salud Pública (MSP) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS), la explicaba de la siguiente manera: “Esta campaña está planificada, y reconocemos, lo que son los pilares fundamentales de la promoción de la salud y la prevención de enfermedades, como la participación activa de las personas en el control de su salud, la intersectorialidad, la interdisciplina en las intervenciones, la organización social, la organización sanitaria para poder acceder a los servicios de salud y el enfoque de los determinantes sociales. (…) porque estamos convencidos de cómo las personas nacen, crecen, trabajan, se desarrollan, los sistemas de salud que tenemos, las políticas públicas que acompañan las intervenciones y la educación son fundamentales”.

El ministro Daniel Salinas profundizó en las razones por las que la prevención de estas enfermedades es tan importante, trabajo para el que la Comisión es un aliado fundamental, entre las que además de evitar el padecimiento de la enfermedad de las personas, se encuentra el ahorro para toda la población: “Cuánto más se invierte en prevención, menos se gasta en tratamiento y rehabilitación de estas enfermedades”.

Para dar continuidad a las políticas sanitarias en las que ya se venía trabajando desde el MSP, el ministro enumeró algunas de las acciones que se están llevando a cabo como la aplicación de la política integral de control del tabaco, la promoción de la alimentación saludable – para lo que se persiste en el rotulado frontal de los alimentos y la aplicación de la ley sobre la alimentación saludable en entornos educativos-, la promoción de la guía alimentaria para la población uruguaya con un abordaje que se tiene que hacer respecto al sobrepeso y obesidad – en particular en niños y adolescentes puesto que en ellos, el efecto negativo de estos factores de riesgo es acumulativo para la salud-. Se está trabajando en un manual de intervenciones breves para reducir el consumo nocivo de alcohol – hábito que también recae sobre los adolescentes – y en una guía de actividades físicas adaptadas a las nuevas recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud.





Se determinó que Uruguay integrará, como socio fundador y estratégico, del Fondo Tripartito de las Naciones Unidas para “catalizar o acelerar las acciones para la prevención de enfermedades crónicas no transmisibles y salud mental, con lo cual Uruguay busca mantener el liderazgo, una política de estado y una continuidad de esa política que viene desde gobiernos anteriores”, afirmó el jerarca del MSP.

Hernán Montengero, representante de la OMS/OPS en Uruguay, resaltó la importancia de la Semana del Corazón de la que participan todos los actores relacionados al área: “Esta campaña, unida a otros muchos esfuerzos en el país, posicionan a Uruguay en el liderazgo de la prevención de las enfermedades crónicas no transmisibles en América.” Montenegro reafirmó el compromiso de la OPS en el apoyo de las metas concretas de desarrollo sostenible para el 2030 entre las que se encuentran acciones para la captación y control de personas hipertensas, el tratamiento oportuno del infarto y el accidente cerebrovascular, entre otras. También manifestó el apoyo en el fortalecimiento de la atención primaria de la salud, comprensiva e integral, y la generación de entornos saludables.

La presidenta de la Comisión, Graciela Dighiero, luego de hacer un breve repaso de todo lo trabajado en la organización y los avances logrados, aprovechó la ocasión para anunciar su retiro luego de diez años de trabajo honorario como representante del Poder Ejecutivo.