Fue detenido en la frontera Chuy el presunto autor del homicidio de la adolescente argentina Lola Chomnalez

Fue detenido en la frontera Chuy el presunto autor del homicidio de la adolescente argentina Lola Chomnalez

Un hombre de 39 años que tiene antecedentes por delitos por lesiones personales en 2003 y de violación en 2009, fue detenido en la frontera Chuy, por ser el presunto homicida de la joven argentina Lola Chomnalez, hecho ocurrido en balneario Valizas el 28 de diciembre de 2014, y que desde entonces moviliza a la Policía y Justicia de nuestro país.

Al mediodía de hoy jueves 19 de mayo, el presunto homicida fue conducido al Juzgado Letrado de la ciudad de Rocha.








Muestras de ADN tomadas tiempo atrás, permitieron a la Policía de Rocha dar con este hombre de 39 con antecedentes penales.

Javier Benech, Director de Comunicación de la Fiscalía General, señaló a TN de Argentina, que “Es una noticia que está en pleno desarrollo y yo tengo que hablar con la fiscal de Rocha y ella en pocos minutos me transmitió que efectivamente hay una persona detenida y estamos hablando del presunto autor del homicidio, obviamente hay que profundizar en la investigación, faltaba encontrar al autor. Esta etapa de la investigación es reservada y la fiscal en estas horas va a resolver efectivamente que es lo que sucede. Si la fiscal solicitó la orden de detención es porque tiene elementos suficientes como para proceder”.





Días atrás, los familiares de Lola Chomnalez mantuvieron una reunión con Juan Gómez, Fiescal General de Corte, para reclamar avances en la investigación sobre el crimen que aún no ha sido aclarado, más allá de un detenido en calidad de co-autor.

Como se recordará, en2019 la Justicia había procesado a Ángel Moreira, apodado “El Cachila”, por coautoría de homicidio. La jueza del caso indicó que el hombre había estado con la adolescente hasta el momento en que murió y que incluso luego le tomó el pulso para corroborar que había muerto. El mismo año, un Tribunal de Apelaciones ratificó el procesamiento.

Fuente: La Nación