Policía de Chuy investiga la ejecución de un joven de 25 años por parte de sicarios.

Policía de Chuy investiga la ejecución de un joven de 25 años por parte de sicarios.

El crimen del joven de 25 años ocurrió este viernes 27 de mayo a la 1:30 en Chuy. En un automóvil marca Peugeot 307 estacionado en Avenida Artigas y Guaiba, estaba la víctima, José Luis Veiga Rodríguez, lo acompañaba una joven de 19 años. Veiga Rodríguez estaba sentado en el asiento del conductor, mientras que la joven en el asiento del acompañante.

En determinado momento llega al lugar una moto, en la cual se trasladaban dos hombres.








Uno de los ocupantes de la moto efectuó 6 disparos hacia el auto que estaba estacionado en la plaza de Chuy, frente a la sucursal del BROU. El joven de 25 años falleció en el acto, mientras que su acompañante resultó con lesiones menores.

Aparentemente se trataría de sicarios, quienes una vez que cometieron su labor, emprendieron la huída hacia territorio brasileño, distante unos 100 metros de donde ocurrió el hecho de sangre. La Policía de Chuy fue alertada de este hecho, y a la 1:40 arribó al lugar, encontrando a una joven de 19 años, quien presentaba una herida de arma de fuego en su brazo izquierdo, al lado de un automóvil marca Peugeot 307, el cual se encontraba estacionado en inmediaciones de la plaza céntrica, con su frente en dirección a calle Bernardo Ventura .

La puerta delantera izquierda presentaba daños, y en el asiento del conductor se encontraba el cuerpo sin vida de José Luis Veiga Rodríguez, de 25 años.





Según manifestó la joven de 19 años, los ocupantes de la moto llegaron al lugar y sin mediar palabra efectuaron varios disparos hacia el automóvil, ultimando al conductor e hiriéndola a ella.

Se hizo presente en el lugar la Fiscal del caso, que dispuso diversas diligencias. Realizó relevamiento en el lugar personal de Policía Científica, que recabó indicios útiles para la investigación.

Cabe destacar que el fallecido carece de antecedentes penales,la Policía trabaja con las cámaras de seguridad pertenecientes al Ministerio del Interior, así como cámaras particulares, para tratar de seguir los pasos de los delincuentes y lograr su identificación. A tales efectos, también se analizan las cámaras de seguridad del otro lado de la frontera.

El fallecido es oriundo de Castillos, trabajaba en Punta del Diablo y tenía amistad con la joven de 19 años que lo acompañaba. Según manifestó un amigo de la víctima, el auto en el cual se desplazaba el joven de 25 años, era prestado. La víctima tiene 2 hijos pequeños, habría ido a Chuy a pasear.