Lucas Viatri y Walter Gargano declararon que concurrieron al encuentro acompañados por sus parejas y que la trifulca fue protagonizada por algunas novias de otros jugadores.

Lucas Viatri y Walter Gargano declararon que concurrieron al encuentro acompañados por sus parejas y que la trifulca fue protagonizada por algunas novias de otros jugadores, la pelea entre mujeres generó que un vecino llamara al 911.








Varios integrantes del plantel de Peñarol organizaron el encuentro de camaradería porque habían ingresado nuevos integrantes al equipo, según declararon ayer Gargano y Viatri, a la jueza de Familia Especializada, Lilián Elhorriburu.

La trifulca, que generó griteríos de todo tipo y corridas, alunas mujeres salieron a pelear afuera del local, lo que provocó que un vecino del local de fiestas llamara al 911,y se generó un parte policial, era de madrugada y la fiesta en el salón de Malvín estaba en su apogeo.

Ante la magistrada, ambos futbolistas declararon que concurrieron al encuentro acompañados por sus parejas y que la trifulca fue protagonizada por algunas novias de otros jugadores.





Walter Gargano y Lucas Viatri negaron en todo momento cualquier concepto espurio del encuentro, fue una reunión de camaradería, habíamos invitado a nuestras mujeres.

El incidente generó roturas en el local bailable y consumos desmedidos por un costo de $ 70.000 que Gargano se hizo cargo tras una colecta con otros futbolistas que participaron del episodio.